Nacido para el ritmo: Cerrone

21 noviembre, 2015 § Deja un comentario

(Publicado originalmente en El RetroMirador el 02/03/2014)

retromirador-cerrone-caratula-620px

Mientras seguimos preparando la segunda parte del especial sobre Giorgio Moroder, os traemos a otra personalidad influyente en la música de baile y electrónica de finales de los años 70. Nada más, y nada menos, que el percusionista francés Marc Cerrone.

Cerrone, como se dió a conocer, nació en 1952 en la ciudad de Vitry-sur-Seine (cerca de París) Con 12 años se pasaba las clases marcando ritmos de su admirado Otis Redding con el lápiz en la mesa del colegio. Para detener el golpeteo incesante en cualquier parte, su madre le compró una batería para que canalizase toda ese energía rítmica.

retromirador-cerrone-vitry-sur-seineCon 14 años, y tras dejar el colegio, crea su primer grupo musical. Promete a su padre que estudiará un oficio, cosa que no cumple por seguir su aventura musical. Se refugia con una compañera en Saint-Michel. Esta chica conocía a Gilbert Trigano, dueño de Club Med (un red de “resorts” vacacionales), y Marc no tardó en abordarle (ya con 17 años) Así, Cerrone se convirtió en el “scout” que elegía las bandas musicales que amenizaban esos “resorts”. Aunque la vocación de Cerrone seguía siendo crear música, y la batería.

retromirador-cerrone-kongasSu primera grabación llegó en 1973 dentro de un EP llamado Kongas, donde prestó su colaboración. Fue producido por Eddie Barclay ( productor, entro otros, de Charles Aznavour, y fundador de Barclay Records) Aquí puedes ver una demostración de la habilidad de Cerrone con la batería en esa época, y la velocidad que era capaz de conseguir. Tanto en este disco, como en el primero de Marc en solitario, participó Alec R. Constandinos, importante figura de la música disco en esos años.

Y, en 1976, llega su debut en solitario. Y tan solitario, ya que él mismo se encargó de toda la producción de Love in C Minor (Cerrone I), su primer disco, destinado a las pistas de baile. En él destaca la pieza principal, de mismo nombre que el disco, con una duración de 16’11”. Una combinación de ritmo y sugerentes voces femeninas. retromirador-cerrone-love-in-c-minorEn la otra cara, una versión disco del Black is Black de Los Bravos, y Midnite Lady, otra sugerente y rítmica canción. La portada también impactó por aquel entonces. El disco llegó por casualidad a manos de Casablanca Records en EE.UU., que lanzó una edición “pirata” del mismo. El enterarse Marc de este hecho, se lanzó a la aventura americana, y nada más llegar firmó con una de las casas importantes por aquel entonces: Atlantic Records (Barry White, Aretha Franklin o Ray Charles, entre otros), aunque manteniendo su sello Malligator.

Al año siguiente Marc Cerrone se instalaba definitivamente en Nueva York, donde graba su segundo disco: Cerrone’s Paradise (Cerrone II) De nuevo mucha percusión (no solo la batería), ritmo y voces sugeretes para un solo tema en la  cara “A” de 16’30”, Cerrone’s Paradise.

retromirador-cerrone-s-paradise

Lógicamente, la portada para EE.UU es la de la derecha.

En la cara “B”, Take me, con algo más de importancia del bajo y toques de marimba. Después Time For Love, un tema lento y romántico sin mucha trascendencia, y por último una versión “radio” de Cerrone’s Paradise (3’31”) De nuevo, la portada original era sensual y polémica, lo que hizo que en EE.UU. fuese completamente diferente a la versión francesa.

retromirador-cerrone-iii-supernatureLa producción de Cerrone era constante, habida cuenta de que sus discos no eran LP’s al uso, sino vinilos ya preparados para su uso en discotecas. En 1977 lanzó su disco más vendido (más de 8 millones de copias), Cerrone III: Supernature. El tema principal, Supernature ya no dura más de 15 minutos, sino 10’20”, eso si, enlazado con los otros dos temas de la cara “A”: Sweet drums e In the Smoke. En la cara “B”, una excelente canción, con todo lo mejor de Cerrone y estupendas voces, Give me love, un tema que años después versionaría el mismísimo Bob Sinclar. Los dos temas siguientes, con un sonido más americano, Love is here y Love is the answer, se unen a la primera para formar una pequeña “suite”.

retromirador-cerrone-oficina

El éxito permitió a Marc Cerrone poner (por fin) los piés sobre la mesa.

Durante esta arranque en EE.UU en 1977, Cerrone era habitual en Studio54, rodeado siempre de amigos como Andy Warhol, Jean Paul Gaultier o Grace Jones. Como años después reconocería, Cerrone se sentía como un “Lady Gaga” de la época.

1978 significó un cambio de manager, de gestión de sus discos, y de hacer música para películas. En concreto, para Brigade Mondaine, un film francés que pasó sin pena ni gloria, y que contaba además de con música original para la ocasión, con alguna revisión de temas ya realizados por Cerrone. En este año también apareció Cerrone IV: The Golden Touch. Se nota una producción mucho más cuidada, más madura y con mayor equilibrio, mejorando la calidad de las cuerdas y otras instrumentaciones. Abre con Je suis music, recordándonos la importancia de la expresión musical en nuestra vida. Después, con algo más de guitarras eléctricas, Rocket in the pocket. En la otra cara, dos temas algo más lentos, pero desbordantes de calidad: Look for Love y Music of Life.

Por desgracia, nada dura eternamente, y el siguiente disco, en 1979, Cerrone V: Angelina cambian muchos registros conocidos, suponemos que por las tendencias del momento, dejando como único tema interesante Call me tonight, además con un estupendo vídeoclip. Más experimentación en su sexto disco, Cerrone VI, de donde podemos entresacar Rendez-vous, con sonido compacto y sugerente.

retromirador-cerrone-you-are-the-one

Cerrone, siempre rodeado de belleza.

Estos experimentos surten su efecto, y en Cerrone VII: You are the one (1981) vuelve el mejor Marc Cerrone, aunque ya adaptado como en el anterior disco al estandar de 7/8 canciones por disco de entre 4 y 6 minutos. Una lástima, porque You are the one es uno de sus mejores temas y no hubiera pasado nada su hubiese durado 15 minutos para seguir escuchando la voz de Jocelyn Brown. La última pista, Took me so long, es buena muestra de su adaptación al sonido disco del momento sin perder su esencia.

Vuelta atrás en 1982 con Cerrone VIII: Backtrack, otro disco sin personalidad, y donde se incluyen temas ya conocidos como Supernature o Rendez-Vous (este último no había sido publicado en EE.UU. al no lanzarse allí Cerrone VI) Para 1983 lanza Cerrone IX: Your Love Survived, donde sigue perdido en tendencias (como el sonido ‘jazzy’ de Shakatak), desdibujandose cada vez más.

retromirador-cerrone-shakatak

No insistas Marc, no eres Shakatak

En este disco incluye nuevas grabaciones de Give Me Love, Look For Love y Call Me Tonight. Siguiendo la cuesta abajo, Cerrone X: Where Are You Now es un disco sobre el que correremos un tupido velo.

Con Cerrone XI: The Collector (1985) intentó acercarse al mundo de la ópera-rock, sin un éxito especialmente grande. Después representaría la obra en Trocadero (París) El siguiente disco también se espació en el tiempo, llegando en 1989: Cerrone XII: Way in. Desaparece el sonido disco, y casi el Marc Cerrone que conocíamos, aunque en los vídeos siga apareciendo con energía a la batería. retromirador-cerrone-heart-of-meEl álbum va en línea de lo que por la época hacía Giorgio Moroder (BSO de Yo, el Halcón, por ejemplo) Es pop-rock bien producido, incluso contando con voces como la de Laura Branigan, pero sin sorprender. Prescindible. Al igual que Cerrone XIII: Dancing Machine (1990), Cerrone XIV: Dream (1992), Cerrone XV: BSO X-Xex (1993) o Cerrone XVI: Human Nature (1994)

Tras un tiempo apartado de la escena musical, Cerrone volvió, y por la puerta grande, gracias a un disco homenaje que le dedicó el DJ francés Bob Sinclar (por aquel entonces no tan conocido como ahora), con remixes de sus temas más conocidos. Muy recomendable, al ser una puesta al día muy acertada de lo más representativo de Cerrone. El disco, publicado en 2001, se llamó Cerrone XVII: Cerrone by Bob Sinclar. Esto animó a Cerrone, que al año siguiente lanzó Cerrone XVIII: Hysteria, donde el tema que daba título al disco tuvo cierto éxito.

De momento, el último disco de estudio realizado por el percusionista es Cerrone XXIV: Variations of supernature. Hoy en día Cerrone sigue ofreciendo conciertos multitudinarios con estupendos artistas invitados, que se convierten en grandes fiestas de la música de baile. Nuestra admiración por Marc Cerrone, alguien que lleva haciendo a la gente bailar más de 30 años… ¡y los que le quedan!

retromirador-cerrone-party

Energía no le falta a Cerrone, ¡no para durante sus conciertos!

web oficial: http://www.cerrone.net

Anuncios

Etiquetado:, , , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo Nacido para el ritmo: Cerrone en Vtsartas: blog de Isidoro Martínez Vélez.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: